55 45 98 86 56, CDMX
55 56 71 86 88, CDMX

México busca acuerdos para importar maí­z de Estados Unidos, Argentina y Brasil

México busca acuerdos para importar maí­z de Estados Unidos, Argentina y Brasil

«Estamos evaluando todas las alternativas», dijo Suárez en una entrevista con Reuters la tarde del miércoles. «Hay muchas alternativas para importar maí­z amarillo no transgénico de Estados Unidos», destacó.
Los comentarios de Suárez son la indicación más clara hasta ahora de la Secretarí­a de Agricultura de México de que la prohibición afectará al maí­z amarillo destinado a la alimentación del ganado.
México, uno de los mayores compradores de maí­z del mundo, importa en la actualidad unos 17 millones de toneladas de este cereal de Estados Unidos al año, la mayor parte de ellas de maí­z amarillo para consumo animal.
La postura de Suárez parece suponer un giro respecto a las garantí­as que el secretario de Agricultura, Ví­ctor Villalobos, ofreció a su homólogo estadounidense el año pasado, en el sentido de que México  no  limitarí­a las importaciones de maí­z transgénico procedentes de Estados Unidos.
El decreto de finales de 2020 del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, pretende eliminar gradualmente el maí­z transgénico y el herbicida glifosato para 2024.
Los partidarios de la prohibición afirman que las semillas transgénicas pueden contaminar las variedades nativas ancestrales de México y señalan que las investigaciones muestran los efectos adversos del glifosato.
Sin embargo, grupos agrí­colas de Estados Unidos han pedido públicamente a su gobierno que impugne el decreto de México en el marco del pacto comercial de América del Norte, TMEC, advirtiendo de un posible daño económico de miles de millones de dólares para ambos paí­ses.

MAIZALL, una cámara internacional que representa a productores de Argentina, Brasil y Estados Unidos y es responsable de más del 80% de las exportaciones mundiales de maí­z, ha dicho que no cambiará sus métodos de producción de maí­z a no transgénico para adaptarse a México.
Suárez dijo que no creí­a que el decreto de México pudiera violar el TMEC, argumentando que el paí­s no tení­a «la obligación de comprar y sembrar maí­z transgénico».
«Respetamos y cuidamos (el pacto), pero el TMEC no es dios, ni es nuestra Constitución», sentenció.
«En su momento» México hará anuncios, posiblemente en el segundo semestre de 2023, dijo cuando se le preguntó si el paí­s aclararí­a el futuro de las importaciones estadounidenses.

Como parte de la campaña de López Obrador para hacer que México sea autosuficiente en todo, desde la energí­a hasta los alimentos, la producción local de maí­z ha aumentado ligeramente entre uno y dos por ciento por año con la ayuda de fertilizantes gratuitos, expansiones de riego y otros incentivos, principalmente para los pequeños y medianos agricultores.
Las importaciones de maí­z amarillo se han vuelto más caras que la producción nacional, otro incentivo para que los agricultores hagan el cambio, dijo Suárez.
Confió en que México recuperará unos ocho millones de toneladas de maí­z que dejará de importar de los agricultores estadounidenses después de 2024. «Creemos que lo vamos a lograr», dijo.
 

 

    Nota legal: Las correlaciones, interpretaciones, estudios comparativos, anotaciones, comentarios y demás trabajos similares que se encuentran en esta publicación, corresponden a los trabajos intelectuales realizados por el personal de Barra Nacional de Comercio Exterior ®, los cuales de conformidad con el artículo 89 del Código Fiscal de la Federación, pueden ser contrarias a las interpretaciones que realicen las Autoridades .

 

Te puede interesar